Mezcla y Mástering gratuito

Buenas

Ofrezco mezcla y masterización gratuita de los 3 primeros MC’s que me escriban a amirkharma@gmail.com con el encabezamiento “mezcla y máster gratuito”
A cada uno le mezclaré una maqueta/disco/mixtape de no más de 15 canciones.
Requisito indispensable que, una vez que suban su material a redes sociales y servicios de alojamiento como soundcloud o youtube, me mencionen en los comentarios.
Por lo demás es simple, si eres de los 3 primeros que contactan conmigo te llevas la mezcla y masterización de tu proyecto por la cara.

Saludos

Amirkharma

Amirkharma Estudios – Producción, grabación, mezcla y mástering a buen precio.

Vuelvo a disponer de un poco de tiempo para trabajarle el sonido a otros artistas. Si necesitas que mezclen y mastericen tus canciones, si tú o tu grupo necesita beats exclusivos en wav a un precio irrisorio o necesitas un sitio para grabar tus temas, estás en el blog adecuado.

Ofrezco servicio de mezcla y mástering de cualquier género musical por 30 €/canción, ofreciendo precios especiales para trabajos completos de 5 temas en adelante.

Ofrezco beats a la carta por un precio especia de 15 euros/beat. Solo tienes que decirme qué sonido estás buscando aportando también un beat de referencia, y yo haré un ritmo que se asemeje mucho al de referencia sin llegar a ser una copia. Si no quedas del todo contento no te preocupes, puedes pedirme otro hasta quedar contento.

Por último ofrezco mi estudio para la grabación de tomas vocales ya sean de rap como de cualquier otro género. Tengo un estudio con todo lo necesario para ello. El equipo del que dispongo es el siguiente:

 

Micrófono Rode NT1A

Pantalla anti-reflexiones para micrófono LD.

Macbook Pro.

Focusrite Scarlett 2i2.

Cascos Scarlett Cerrados para grabación.

Cascos abiertos Superlux para edición de audio.

Monitores de estudio profesionales de 6’5 pulgadas de woofer.

Segundo par de monitores de estudio.

Reloop Terminal Mix 8.

HDD externo Toshiba 1TB.

Teclado MIDI Akai LPK 25.

 

El estudio está situado en una casa “propia” en la que se puede grabar con total tranquilidad y sin molestias de ningún tipo.

 

Procesadores de la masterización

 

Hay que tener especial cuidado con la dinámica de una canción en el proceso de masterización. Si comprimimos excesivamente el máster, obtendremos una canción con muy poca dinámica y que suena demasiado fuerte, en detrimento, por otro lado, de la calidad sonora real. Sobrecompresiones en el máster suelen quitar toda la pegada de la canción.

Si comprimimos muy sutilmente el máster de una canción, tendremos como resultado una pista que conserva la naturalidad y la definición inicial, pero con la desventaja de que tiene un volumen demasiado bajo. En música Dance no conviene dejar una pista con un volumen general bajo, ya que será percibida por efectos de la psicoacústica como que suena peor que otra canción cuyo volumen general sea más alto.

El hecho de que una canción muy comprimida provoque en el oyente una sensación de mayor calidad sonora ha desembocado en lo que actualmente se llama la “loudness war”. Esto no es más que una guerra por el volumen en la que las canciones de música de baile suenan cada vez más y más potentes. Pero no hay que olvidar que esto es un efecto psicoacúsico, lo que hace que una canción suene mejor no es la sobrecompresión, sino todo lo contrario, la compresión moderada y el respeto a la dinámica del sonido.

Esto que os comento es fácilmente apreciable si tomamos una canción con una dinámica alta (alguna canción de Supertramp) y subimos mucho el volumen de nuestro equipo. Luego ponemos algo de Kiko Rivera (que tiene una dinámica muy apretada) a un volumen moderado, de manera que ambas canciones sean escuchadas a un volumen general similar. Si hacemos esto nos daremos cuenta de que la canción de Supertramp tiene una definición asombrosa en todos sus elementos sonoros, y que la canción de Kiko Rivera tiene un volumen muy plano, sin subidas y bajadas, además de que la calidad sonora no alcanza a la canción de Supertramp (por la excesiva compresión a la que ha sido sometida, no estoy juzgando la calidad de Kiko Riveral, ojo). Esto es lo que ocurre con la dinámica del máster y su efecto en la calidad sonora real.

Una vez tenemos el track importado en nuestro secuenciador, os enumeraré los procesadores más habituales que suelen usarse en la etapa de la masterización. El hecho de poner uno u otro o el orden entre ellos será cosa vuestra, aunque os recomiendo que situéis el ecualizador siempre al principio de la cadena de mástering.. Lo ideal sería que no uséis cadenas de presets preestablecidos y seáis vosotros mismos los que sepáis cuándo, dónde y porqué poner un procesador u otro en la cadena de mástering.

 

TIPOS DE PROCESADORES MÁS COMUNES PARA MÁSTERING

Compresor

Ecualizador

Stereo Enhancer

Saturación de Cinta Analógica

Excitador de armónicos

Limitador

Maximizador

Reductor de ruido

Medidores


COMPRESOR:

Este procesador es vital en el mástering (sobretodo en la música Dance)

Su tarea consiste en reducir el rango dinámico de una señal dada, es decir, hace que las partes altas de volumen se asemejen más a las partes bajas, de manera que al subir el volumen después de la compresión,  el volumen general del máster se vea incrementado.

PARÁMETROS DEL COMPRESOR:

Ataque: Este parámetro regula el tiempo que tarda el compresor en actuar (comprimir) una vez se ha superado el umbral (threshold), es decir, que si lo ajustamos a 30ms (milisegundos), una vez que la señal a comprimir sobrepase el umbral, el compresor tardará 30 ms en comprimir la señal. En música dance es muy útil ajustar correctamente tanto el ataque como el release para que el compresor comprima siguiendo el Groove del beat, es decir que potencie el bombeo provocado por el bombo, la caja y el hi hat (bum si bap si bum si bap si,…)

Release (Desvanecimiento) Este parámetro es muy parecido al ataque, en vez de controlar el inicio de la compresión, controla el final.

Este parámetro regula el tiempo que tarda el compresor una vez activado en dejar de comprimir. Los valores se miden, al igual que en el ataque, en ms (milisegundos). Es importante configurar correctamente este parámetro para que el máster se comprima respetando su naturalidad sonora.

Threshold (umbral): Éste parámetro controla el nivel de señal (en db´s) a partir del cuál el compresor comenzará a comprimir. Sus valores aparecen como decibelos en negativo, estando el punto máximo en 0 dBs ,de ahí para abajo tendríamos todos los valores que le podemos asignar al umbral (-10dB, -15dB, -50dB,…etc). Ejemplo: Si el umbral se sitúa en -15dB´s, el compresor sólo comprimirá la señal si ésta supera los -15dB´s

Ratio: La Ratio es un parámetro que viene expresado por una relación entre dos números:

1/1,

1.5/1

2/1

3/1

….

El primero de los números puede cambiar, el segundo de los números es siempre 1.

Con esta ratio regularemos la cantidad de compresión de la señal una vez superado el umbral (threshold).

Si la ratio es 1/1, no habrá nada de compresión incluso cuando la señal supere el umbral.

Si la ratio es 2/1, si la señal supera el umbral en 2 decibelios, el compresor sólo dejara pasar 1. Si la señal supera el umbral en 4 decibelios, el compresor sólo dejará pasar 2. Si la señal supera al umbral en 10 db´s, el compresor dejará pasar 5 decibelios.

La ratio es 5/1, si la señal supera el umbral en 5 decibelios, el compresor sólo dejará pasar 1. Si la señal supera el umbral en 10 decibelios, el compresor sólo dejará pasar 2 dBs.

Cuando la ratio es igual o superior a 10/1, se entiende que el compresor está limitando y no comprimiendo.

Como podemos ver, es una ratio, es un número que ajusta la cantidad de compresión que se aplica a una señal. Éste parámetro, unto con el umbral, son los que verdaderamente determinan la cantidad de compresión que aplicamos a una señal, ya que el umbral decide en qué valor expresado en decibelios empezamos a comprimir, y la ratio determina la cantidad de compresión con dos cifras que están relacionadas entre sí.

Hold: Este parámetro no lo encontraremos en todos los compresores. Su función es determinar el tiempo mínimo que el compresor va a estar activo una vez la señal sobrepase el umbral. Sus valores son en milisegundos. Es fácil de entender: Si el compresor se activa y el hold está seteado en 50 milisegundos, aunque la señal deje de superar el umbral rápidamente (el volumen descienda rápidamente), el compresor seguirá comprimiendo durante 50 milisegundos más.

Knee (Codo): El parámetro knee se utiliza para realizar compresiones suaves, habitualmente en sonidos suaves y sedosos, o compresiones duras (con un codo duro) en sonidos duros (guitarra eléctrica, bajo,…).

Y te preguntarás ¿Y eso como funciona? Pues muy sencillo: Si configuramos el knee en modo suave, la señal empezará a ser comprimida un poco antes de que sobrepase el umbral consiguiendo así compresiones más suaves.

Si el knee o codo está configurado en modo duro, el compresor empezará a comprimir única y exclusivamente cuado el umbral sea superado, no antes de ser superado.

Make Up Gain: (también llamado Gain o Output Gain): Controla la cantidad de señal que sale del compresor una vez la señal haya sido comprimida. Es un parámetro muy importante ya que en la compresión se suele atenuar la cantidad general de la señal. Esta perilla hace que el sonido atenuado por el compresor vuelva a tener el volumen general original.

COMPRESOR MULTIBANDA:

Funciona exactamente igual que el compresor que acabamos de ver, con los mismos parámetros, solo que este compresor comprime bandas específicas de frecuencia y el compresor anterior comprime todo el espectro completo (comprime toda la señal).

Con el compresor multibanda podremos, por ejemplo, comprimir sólo los sonidos graves de una pista, dejando la dinámica de los medios y los agudos intacta. O podremos comprimir medios y agudos (cada uno con unos parámetros distintos)  dejando el espectro de graves sin comprimir.

Esta compresión puede ser muy útil en el mástering si queremos tener controlados espectros de frecuencia específicos dejando otros segmentos de frecuencia intactos.

Recordemos que el espectro de frecuencias total (de 20 hz a 20 Khz) es como una tarta: Se puede dividir todas las veces que queramos. Hay plugins que actúan en todo el espectro de frecuencia (un compresor), hay otros que dividen el espectro en graves y agudos (compresor multibanda de 2 bandas) e incluso en 30 bandas (ecualizadores gráficos).

ECUALIZADOR:

Un ecualizador es un dispositivo que nos permite bajar o subir el volumen de frecuencias específicas de una señal, filtrar frecuencias seleccionando un punto de corte (Filtros) y potenciar o disminuir grupos de frecuencia (Shelvings).

Si tenemos un control de volumen en nuestro mezclador que nos permite subir y bajar el volumen general de una pista, con un ecualizador podremos hacer esto de forma mucho más precisa, subiendo o bajando el volumen de algunas frecuencias específicas.

 

Tipos de filtros de un ecualizador:

Paso-Alto (High-Pass): Permite pasar las frecuencias altas (atenúa las graves a partir de cierto punto).

Paso-Bajo (Low- Pass): Permite pasar las frecuencias graves(atenúa las frecuencias agudas a partir de cierto punto).

Pasa-Banda (Band- Pass): Permite pasar un rango de frecuencias medias, atenuando graves y agudos.

Nocht: Elimina una frecuencia concreta y atenúa progresivamente el resto de frecuencias colindantes a dicha frecuencia. Deja pasar por encima y por debajo de esa frecuencia.

 

Shelvings: Los filtros tipo shelvings potencian y atenúan la señal a partir de un punto. Hay dos tipos: Low self y High self.

Los filtros low self potencian o atenúan las frecuencias que están por debajo de un punto de corte determinado. Los filtros High Self potencian o atenúan frecuencias que estén por encima de un punto de corte.

 

Parámetros de un Ecualizador:

Ganancia: Controla la potenciación o atenuación de una frecuencia especifica (de una banda)

Frecuencia: Ajusta la frecuencia exacta que se pretende atenuar o potenciar.

Ancho de Banda (Q): El ancho de banda decide en qué proporción se atenúan o potencian las frecuencias colindantes a la frecuencia seleccionada.  Sus valores suelen estar entre 0.10 y 100. Un valor cercano a 0.10 tiende a aumentar tanto la frecuencia seleccionada como un gran número de frecuencias cercanas a la frecuencia seleccionada. Un valor cercano a 100 potenciará a la frecuencia seleccionada y a las pocas frecuencias que están muy cerca de la frecuencia seleccionada.  Para sacar un sonido más natural a la hora de ecualizar se recomienda situar el valor “Q” en 1.

ECUALIZADOR DE FASE LINEAL:

Es un tipo de ecualizador que se caracteriza por respetar la fase (Phase ø) original del sonido en todo el proceso.  Debido a esto, se suele utilizar en mástering.

STEREO ENHANCER:

Este procesador se usa para abrir el campo estéreo. Lo que hace es panear hacia los extremos de L y R la información estéreo contenida en una pista. Tiene mucha utilidad tanto en pistas individuales como en grupos y máster.

SATURACIÓN DE CINTA ANALÓGICA:

Antes de que usáramos los ordenadores para hacer música, se usaban cintas analógicas. El uso de dichas cintas le daba al sonido un calor analógico que no le da el uso de grabadores digitales. Por ello, existen plugins que se encargan de aportar ese carácter analógico a las pistas de audio. No puede faltar en nuestra cadena de mástering.

EXCITADOR DE ARMÓNICOS:

Los sonidos que oímos suelen tener una frecuencia fundamental (que determina la nota del sonido) y una serie de armónicos. Los excitadores de armónicos se encargan de excitar esos armónicos presentes en los sonidos, elevando su volumen y distorsionándolos. Con ello conseguiremos un sonido brillante con agudos muy presentes y ligeramente distorionados que aportan, en mi opinión, algo de calidad a aquello a lo que  que queramos aplicar este efecto.

LIMITADOR:

Es un procesador de dinámica que, literalmente, corta los picos de la señal de audio a la vez que reduce el rango dinámico . Se suele colocar al final de la cadena de mástering para elevar un poco el volumen general y al mismo tiempo para que corte los picos de volumen, de manera que en todos los golpes pique en 0dB´s.

MAXIMIZADOR:

Es el procesador de dinámica más radical que podrás encontrar. Es una especie de compresor que calcula a tiempo real todos los parámetros típicos de un compresor para conseguir una compresión extrema. Con este procesador conseguirás elevar el volumen considerablemente. Muy útil en música electrónica.

REDUCTORES DE RUIDO:

Los reductores de ruido son unos procesadores que toman una muestra del ruido de la señal (únicamente el ruido, sin el sonido que nos interesa) y suman esa señal al sonido con la fase invertida. Con ello conseguimos reducir considerablemente el ruido de la señal, aunque si lo aplicamos en exceso perdemos calidad en la señal, sobretodo en los agudos. Por ello hay que usar este procesador con mucho cuidado.

MEDIDORES:

Existen multitud de procesadores que se encargan de analizar la señal para ofrecernos una respuesta visual de la misma.Estos procesadores nos pueden ofrecer información:

Del nivel RMS:

El nivel RMS (Root Means Square) nos indica de manera bastante acertada la cantidad de compresión que tiene el máster, es decir, nos dice si el master lo hemos sobrecomprimido en exceso con procesadores de dinámica o si, por el contrario, no está lo suficientemente comprimido. Lo ideal es tomar valores RMS como referencia para un determinado tipo de canciones y guiarnos por estos valores-referencia a la vez que con los oídos.

Del espectro de frecuencias:

Plugins como Voxengo Span nos permite ver las frecuencias de una pista individual, grupo o master. Así, podremos darnos cuenta de las carencias y excesos de volumen en rangos de frecuencias específicas.

De correlación:

El medidor de correlación nos da información acerca de la señal estéreo de una señal.Nos indica si la suma de las señales L y R produce cancelaciones de fase. Si hay cancelaciones de fase, el sonido que se cancela tiende a decaer.

Sus valores oscilan entre -1 y 1, siendo -1 un indicador de cancelación total de fase y 1 un indicador de nula cancelación de fase. Normalmente, los valores suelen oscilar entre 0 y 1.

 

MEDIDORES DE ONDA:

Se encargan de ofrecernos una perspectiva visual de la forma de onda de la pista seleccionada.

 

Primeros pasos en la masterización

masteriz

 

Antes de nada conviene recordar la diferencia entre la mezcla y la masterización. En la mezcla se manejan todas las pistas que componen una canción por separado, y en la masterización solo se efectúan cambios a la pista principal o máster, que obtenemos al exportar la mezcla.

Cuando masterizamos, efectuamos pequeños retoques a la pista master con los siguientes objetivos:

1º Que el espectro de frecuencias se encuentre correctamente balanceado, es decir, que graves, medios y agudos posean un volumen adecuado.

2º Que la pista resultante suene correctamente en la mayoría de equipos en los que se espera que vaya a ser reproducida (minicadenas, reproductores de mp3, ordenadores portátiles, etc)

3º En el caso de que se mastericen distintas pistas para un mismo proyecto,  debemos de procurar que todas las pistas de dicho proyecto posean un sonido homogéneo, es decir, que la escucha del disco sea de lo más placentera, evitando así cambios en el volumen general entre un track y otro o cambios de volumen en rangos de frecuencias específicas entre un track y el siguiente.

Esta tarea puede parecer a priori algo compleja, pero una vez que nos hemos focalizado en el sonido que deseamos obtener, la cosa no resulta tan complicada.

Debemos saber que cada género ( y cada subgénero) posee un sonido característico. Afrontar una masterización tomando en cuenta los parámetros de una canción que nada tiene que ver con la que tenemos entre manos, puede dar como resultado un sonido confuso y poco coherente.

Antes de comenzar la masterización de una pista de audio, debemos estar muy seguros de que la mezcla ha quedado equilibrada, ya que los errores que fácilmente se subsanan en una mezcla pueden ser difíciles de corregir en el proceso de masterización. Por ello debemos dejar para la masterización sólo aquello que corresponda a dicha etapa.

 

Entrevista + Masterclass de AIM ALIVE

Hola chic@s! Después de mucho tiempo sin añadir publicaciones al blog os traigo una sorpresita que creo os encantará 🙂 Se trata de una entrevista que realicé el verano pasado al productor AIM ALIVE, entonces afincado en El Puerto de Santa María. Además tuve la suerte de que aceptara a darnos una masterclass en la que nos muestra uno de sus proyectos a fondo. En ella aprenderéis técnicas de mezcla y podréis ver qué tipo de plugins usa.

Lamentablemente, tuvimos algún problema en la grabación del vídeo, y el audio de la masterclass se desincroniza un poco en algunos momentos, sin embargo esto no supone un verdadero problema a la hora de ver y entender cómo es su flujo de trabajo.

Sin más os dejo con los vídeos. Un saludo 😉

final de entrada

Bueno chic@s viendo que es tanta la información que os puedo dar, me interesa que me ayudéis y me digáis en esta encuesta qué es lo que más os interesa. Espero vuestra participación y prometo que iré añadiendo el contenido o los contenidos que me hayáis pedido. Un saludo

¿Cómo masterizar?

como masterizar

Antes de enseñaros cómo masterizar debería explicaros: ¿qué es masterizar?

Masterizar es el último proceso que se le aplica a las grabaciones sonoras. Ya se trate de una película, documental, grabación musical o spot, se recibe el material resultado de la mezcla y se prepara para su distribución. Dado que lo que nos interesa es el mástering para audio, me centraré en él.

Realmente, el mástering es una cosa, y a lo que se le llama actualmente “mástering” es otra. Hoy en dia cualquiera hace “mástering”, cuando lo que realmente hace es premástering. El premástering es el tratamiento de una pieza sonora en términos de dinámica (compresión, limitación, maximización,…), de manera frecuencial (filtros, eq,…), y del campo estéreo (expansión estéreo) entre otros. Digamos que es una parte que, siendo muy muy técnica, también tiene un componente creativo. Se toma el audio procediente de una mezcla y se le aplican procesadores (ya sean analógicos o virtuales) para mejorar el sonido. Esto es el premástering.

Posterior a ésto, y hablando de proyectos serios y con presupuesto, viene la parte del mástering, que hasta donde sé es la preparación del material fonográfico para su distribución. Se le aplica al material pruebas de errores, se elige el orden de los tracks que componen el CD, se realizan copias de seguridad, etc, con el objetivo ya digo de pasar ese proyecto a uno o varios soportes de audio, ya sea vinilo, CD o cinta (actualmente en desuso). Para no liarnos, haremos lo que hace todo el mundo y llamaremos a todo el proceso (premástering y mástering) masterización.

Como yo sé que eres un aficionado que no quiere calentarse demasiado la cabeza, y que quiere mejorar sus mezclas, te diré qué debes hacer. Algo que debes de tener muy claro es que cada género musical requiere un tipo de mástering. Incluso los valores que apliques a un tema no tienen porqué servirte para otro, aunque sean del mismo género.

  • Una vez que hayas hecho tu mezcla, expórtala en una pista de audio WAV a 24 bits de resolución y 44.100 Hz.
  • Abre un proyecto nuevo en tu secuenciador. Añade la pista resultante de la mezcla. Notarás que, en la mayoría de los casos, tiene un volumen bajo. Eso lo vamos a tratar en la masterización.
  • Ecualizador Disco_800Añade en la cadena de efectos el mejor eq que tengas. Si no tienes subwoofer, o unos monitores de 8″, añade un filtro paso alto en 40-50 Hz. De esa manera cortaremos algunas frecuencias subgraves que no estamos escuchando debido a las limitaciones del equipo y que podrían enturbiar la mezcla. Escucha el tema y detecta qué es lo que sobra. Puede que sobren medios, o graves,…Corta ligeramente las frecuencias que sobren. Si ves que faltan agudos, prueba a añadir con cautela. No seas burro añadiendo o cortando frecuencias, ya que si añades mucho puede que al principio te suene bien, pero quizá dentro de 20s notarás el exceso de volumen en esa frecuencia.
  • compresorUna vez que nuestro tema suena equilibrado frecuencialmente, toca reducir la dinámica. Añade un compresor. Con el tiempo sabrás si necesitas uno transparente o uno vintage. Por lo pronto, añade el que estés acostumbrado a usar. Ajusta los parámetros de manera que el sonido no pierda naturalidad y consigas una reducción de db’s considerable. De esta manera, el tema sonará más compacto y a un volumen equiparable al volumen de los temas que estás acostumbrado a escuchar.
  • Por último vamos a hacer que el tema tenga un volumen de pico fijo, situado en 0db’s. Para ello insertamos al final de la cadena un limitador. Ajustamos los parámetros de manera que el volumen de pico quede constante.

l2

Pues bien, ya tenemos nuestro tema preparado para que lo escuchen nuestros amigos. Dar las gracias es gratis 😉

final de entrada